La Foto Tiene Que Salir

Los que tenemos algunos años se acordarán de esta frase que inmortalizó el gran Jaime Ross, en uno de los spot para uno de los diarios más conocidos del Uruguay, la cual revelaba que pasara lo que pasara la foto tenía que estar, para la próxima edición.

No quiero pensar que los hechos acelerados de los últimos días no sean nada más porque las épocas electorales obligan a que la foto tiene que salir.

Y la foto que me refiero es la de inicios de trabajos en la central hortícola.

Como la obra ya empezó y el proyecto está en marcha mi opinión no tiene nada que ver con poner palos en la rueda.

Hace ya 20 años me muevo en el sector hortícola de salto algún conocimiento logré adquirir, además de ser un técnico del área, aclarando no soy un agrónomo ni un productor, solo un técnico asesor; además de tener el privilegio de ser uno de los fundadores y presidente de la Unión de Técnicos Agrarios del Uruguay; lo cuales nunca fuimos consultados por este proyecto no era obligación, pero podríamos haber enriquecido algo con nuestras voces este proyecto.

Tan lejos se remonta este proyecto que se origina en el primer gobierno municipal del Escribano Malaquina, y el cual difiere mucho de lo que hoy muestra la foto.

Estoy seguro que los inicios de las obras han dejado contentos a muchos y en parte a mi persona el cual no salí en la foto, lo cual demuestra que no tengo ningún interés oculto o a la vista.

Como primera reflexión después de haber conversado con mucha gente todo mercado o central de venta se deben de realizar lo más cerca posible de los consumidores, claramente queda esto demostrado con el mercado modelo, donde se concentra la producción y ahí remiten la mayoría de los productores salteños.

La infraestructura también queda demostrada que no es el punto principal ya que la antigüedad de muchos mercados en el mundo lo demuestran, estoy donde está la gente.

La verdad que poder vender la mercadería probablemente no sea el principal problema de los productores, tal vez si mejorar un poco el precio y es realizando una central hortícola la solución.

¿Qué dijo mi amigo el productor? Es imposible para mi comprar un espacio en la nueva central, si tuviera dinero para invertir realizaría un invernáculo más, porque no es de público conocimiento cuanto valdrá cada área de venta.

Cosechar, clasificar, empaquetar o encajonar y tratar de vender es lo que hace ya mucho tiempo hacen los productores la mayoría con resultados magros.

¿No es lo mismo que se realizará en la central hortícola?, y festejo el entusiasmo de algunos de que con la nueva central llegaran muchos más compradores y mejorara el precio de frutas y verduras.

Probablemente cambie la higiene, podamos hacer desaparecer los cajones de madera, imposible de desinfectar y logremos un sistema más práctico y amigable con el medio ambiente, que alegría que pasara eso en la central hortícola.

Tal vez esta central hortícola comience hacer los controles tan necesarios para medir si la fruta y verdura que se consume es inocua o posee como lamentablemente estoy seguro restos de agroquímicos.

Yo seré el primero en felicitarlos y agradecerles, y que esto nos certifique como producción más sana y ahí aumente el valor del producto, que es realmente lo que precisan los productores.

Como se podrá ver, solamente comento mis dudas y planteo algunas certezas que la experiencia del mundo ya nos ha demostrado.

Será la más grande alegría de mi parte ver camiones de todo el Uruguay, Argentina y Brasil compitiendo por llevarse nuestra mercadería, esa es la foto que tiene que salir.

A opinión no solo mía personal sino de los técnicos del área que integran nuestra Unión de Técnicos, esta central hortícola, solo será exitosa si es utilizada como base para el proyecto original y lo que verdaderamente precisa Salto, una Central Agroindustrial.

Solo la agroindustria bien organizada y coordinada es la que genera valor agregado y mayor mano de obra.

Porque tener una central hortícola sin un sistema de congelados (IQF), una enlatadora, una juguera y frío, así muchas más cosas que justifique realmente concentrar la producción en un lugar, procesarla, agregarle valor y ahí si venderla.

La verdad espero que la central hortícola sea la base de algo más, que todos sabemos que precisamos.

Y que no sea como dice Jaime Roos, la foto tiene que salir.

LUIS ALBERTO GARCIA

Téc. Agropecuario-hortifrutícola

Presidente Unión de Técnicos Agrarios del Uruguay

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.