Primer reencuentro de una familia salteña en Concordia, cruzaron por Salto Grande

Profunda emoción fue la que vivió la familia Baldassini, la primera que integra el Grupo Puente, que pudo cruzar hacia Concordia por el puente de Salto Grande luego de varios meses de angustia y dolor, para volver a reunirse. Una de las integrantes de esta familia Patricia Baldassini está radicada en Concordia desde hace muchos años, donde conformó su familia con 6 hijos nacidos del otro lado del río.

Pero una enfermedad compleja comenzó a aquejarla y los tiempos se volvieron tiranos. El reclamo se convirtió en clamor y las autoridades uruguayas comenzaron a escuchar el planteo desde otra óptica.

El último domingo el presidente de la República, que había recibido ya dos veces en manos propias el reclamo de todas las personas que integran el Grupo Puente y luego el de la ingeniera agrónoma Verónica Baldassini en particular, quien le pidió que su familia volviera a reencontrarse antes de que el destino les jugara una mala pasada por el delicado estado de salud de la salteña radicada en Concordia, habló con Migraciones y les comunicó la decisión de permitirles el paso a esta familia en particular.


Los días pasaron y luego de algunos tires y aflojes por parte del gobierno argentino, se permitió el ingreso de esta familia salteña y con ello el anhelado reencuentro en circunstancias muy especiales. Verónica compartió con nosotros el vídeo del reencuentro y también nos contó los pormenores del asunto en una nota que daremos en las próximas horas.


Mientras tanto, decenas de familias que están casi en la misma situación, esperan que las resoluciones gubernamentales los amparen y permitan, por razones humanitarias el reencuentro de estas personas.

«No nos veíamos desde febrero del 2020, o algunos días después, pero desde ahí ya no nos vimos más, mis padres son de riesgo, personas mayores, y somos una familia muy unida, pero no nos dejaron pasar más y a mi hermana tampoco la dejaban venir. Así que pasó el tiempo y ella enfermó este año, se trató de una fibromialgia y resultó que era cáncer, tumores malignos, y necesitaba de nuestra ayuda y nuestro cuidado. Pero con la tecnología la veníamos sobrellevando, pero en Desde febrero de este año, cuando ya hacía un año que no nos veíamos, que nuestra angustia había aumentado», contó Verónica Baldassini a Laguardia.

Sobre el Grupo Puente que conforman los uruguayos y argentinos varados de un lado y del otro del río, dijo que se enteró porque «de casualidad conocí a Doris (Correa, referente del Grupo Puente) que me llamó por un tema de la huerta de su cooperativa y ahí conversamos y me contó lo que estaban pasando con el Grupo Puente y me sumé sin dudar».

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.