Y COMO SALIMOS ENTRE TODOS

Además de la pandemia y la crisis económica, todos ya sabemos que cuanto mayor esfuerzo podamos realizar para entre todas y todos salir de esta pandemia con la menor cantidad de compatriotas enfermos será un logro de todos. Y por lejos que se vea del horizonte, seguro saldremos adelante siempre y cuando podamos cumplir con las pocas y practicas recomendaciones de la OMS, y las autoridades de la salud.

Pero muchos ya les preocupa la otra gran crisis la económica; poner en movimiento una pequeña economía casi paralizada y con problemas estructurales grandes desde ya se ve más que difícil.

Como las soluciones no son mágicas y nosotros no pretendemos ser economistas solo trataremos de analizar los diferentes rubros productivos y económicos que nuestro país tiene para poner en marcha su economía. Que no es más que poner dinero en el bolsillo de los trabajadores.

Como país agroexportador y sobre todo de materia prima con poco o nada de procesamiento nuestra realidad se ve claramente atada a los mercados mundiales; y a la suerte que lleve nuestros socios comerciales, que hasta el momento no se ven muy prometedor, el primero y más importante China, es donde surgió esta debacle mundial, Brasil no parece ser el país que mejor esté llevando la situación, nuestros hermanos argentinos a estas alturas de la historia parecen vivir en una crisis permanente.

La vieja Europa no parece la de otras épocas y permanentemente nos sorprende con problemas de diferentes tipos. Igualmente, de ellos depende la suerte de un país exportador.

Analicemos entre todos, de los 17 millones de áreas productivas, la mayoría de estas con pasturas naturales, somos y seremos los mejores productores de carne, tanto bovina como ovina del mundo, pero con 11,5 millones de cabezas de vacunos y unos 6,5 millones de ovinos de la mejor calidad del mundo es imposible competir en los grandes mercados con volúmenes y solo nos queda seguir abriendo mercado y mejorando nuestra calidad.

La lana otorga una marca uruguaya llegando a ser los principales productores de Tops (lana lavada y peinada). Compite fuertemente con los sintéticos de inferior precio y calidad.

Todos ahora conocemos la soja cultivos que hace unos años no nos imaginábamos si bien tenemos niveles de producción por hectáreas de muy buen nivel nuevamente nuestros volúmenes traicionan nuestros deseos y vendemos al precio que sobre todo los chinos nos quieren comprar. Hoy el trigo ha pasado a un segundo plano como cultivo, pero siendo este el que sin duda le podemos agregar valor, ya que en un buen gran número de molinos producimos harina de buena calidad y algunos otros productos (fideos). 

Poco más podemos enumerar más que un poco de maíz, sorgo que más que nada son utilizados en el mercado interno y algo en exportación pensando más que nada en alimentación animal, Capitulo destacado tiene la cebada de una calidad excepcional apenas cubre en algunos años la necesidad de la industria cervecera.

El arroz tiene en Uruguay a los niveles más altos de producción por hectárea del mundo, llevándose los productores uruguayos la medalla de oro a nivel mundial como productores. El 95% de éste producto aproximadamente se exporta y el segundo nivel que son las empresas que lo compran y lo procesan pertenecen a inversiones extranjeras como la mayoría de los otros casos.  

Compitiendo con la carne y turismo como ingreso aparece la celulosa la cual con más de 500.000 hectáreas de bosques y sumando con sus famosas plantas parece ser la esperanza del aumento de ingresos del país y sus habitantes, a un costo ambiental que aún no sabemos.

Sin embargo, esta industria floreciente y ágil 100% exportable, nosotros vendemos celulosa, pero seguimos comprando papel en el exterior. Aquí podríamos poner la mirada para que la industrialización de esta materia prima nos pueda aportar más trabajo.

Como hemos visto hasta ahora nuestra principal función es producir calidad, pero no hemos podido desarrollar cadenas productivas la carne sin hueso congelada, pero no hamburguesas, la soja en grano, pero no en jugos ni aceites ni en otros productos.

Lo mismo con el girasol, maíz, nuestros volúmenes o nuestra capacidad no nos permite exportar aceite que pueda competir con calidad en el mundo.

Hoy aparece como nuestra solución para muchos compatriotas y manos jornalera, el arándano y la ya vieja conocida naranja.

Sin embargo, estos productos con permanentes problemas de mercado y al natural, sin ningún tipo de procesamiento.

Por lo cual somos conocidos por la calidad de nuestros frutos, pero no de nuestros jugos, lo cual aportaría más valor agregado, que significa dinero en los bolsillos de nuestros compatriotas trabajadores.

Desde algún tiempo, Uruguay se presenta como un destino turístico interesante sin dudas sus costas aguas termales, hermosos paisajes y tranquilidad nos avalan como destino turístico, pero una infraestructura escasa y de mala calidad como rutas, caminos, aeropuertos en el interior y puertos en diferentes lugares, ponen en riesgo su crecimiento como rubro u en realidad si tomáramos en cuenta inversiones en nuestras áreas podríamos aumentar ingresos de nuestros trabajadores, sin lugar a duda la formación de trabajadores aumentara la calidad de este rubro y podremos avanzar más rápidamente.

Para destacar sin duda aparece el software como un elemento de exportación de inteligencia uruguaya la cual tenemos toda la esperanza que continúe creciendo por la influencia de las nuevas generaciones ya acostumbrada de los primeros años a trabajar en estas áreas (plan ceibal).

En la poca experiencia y en la opinión de este servidor tenemos que tomar mano en la primera instancia a un rubro muy importante en su volumen de mano de obra.

De la mano de inversión pública y privada ponernos a construir rápidamente las mas de 30000 viviendas que precisan nuestros compatriotas solucionando así mas de un problema, tomar fuertemente la decisión bajo la obra pública, ponernos a construir escuelas, liceos, hospitales, infraestructuras en general, que mejore la calidad de vida de nuestra población fomente el turismo, mejore las exportaciones y sobretodo ponga en funcionamiento la mano de obra oseosa.

Y sin lugar a duda ponernos a trabajar fuertemente en analizar y concretar formas por las cuales nuestra rica y buena materia prima se transformen en productos ya elaborados, directos para el consumo, poner nuestra inteligencia y capacidad para que entre todos dejemos de vender cueros y podamos vender zapatos, que dejemos de vender lana y empecemos a vender abrigos.

#manodeobrauruguaya

LUIS ALBERTO GARCIA

Técnico agropecuario-hortifrutícola

Presidente UTAU

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.