11 intendencias informaron a Presidencia lo que gastaron en pandemia y piden recursos

“Cada vez tenemos más atribuciones, pero los recursos que tenemos son los mismos”, sostuvo Andrés Lima.
El primer vicepresidente del Congreso de Intendentes, Andrés Lima, envió una carta al secretario de Presidencia de la República, Álvaro Delgado, en la que informa lo que gastaron 11 gobiernos departamentales en el marco de la emergencia sanitaria, así como la disminución de los ingresos en esas intendencias durante 2020 a causa de la pandemia de coronavirus. La intención, que ya había sido manifestada al presidente Luis Lacalle Pou, es que se considere dentro de la cobertura del Fondo Solidario Covid-19 a los gobiernos departamentales.

Según explicó a la diaria el intendente de Río Negro, Omar Lafluf, Lacalle Pou “manifestó su voluntad de ver de qué manera podía ayudar a las intendencias con los gastos en los que habían incurrido por la pandemia”, ante lo cual se hizo un relevamiento de lo que gastó cada gobierno departamental. La carta se redactó con base en la información que aportaron 11 intendencias: Artigas, Cerro Largo, Flores, Maldonado, Río Negro, Soriano, Tacuarembó, Treinta y Tres, Montevideo, Canelones y Salto -las tres del Frente Amplio y ocho del Partido Nacional-.

En el documento se señala que “los egresos extraordinarios ascendieron entre los meses de marzo y diciembre de 2020” hasta alcanzar una cifra total de 947.720.003 pesos. Este número no incluye los apoyos requeridos por el transporte colectivo. Asimismo, se indica que “durante 2020 se ha registrado una disminución en los ingresos”, que estas 11 intendencias estiman en 2.706.236.878 pesos. Allí se informa también que estos 11 departamentos abarcan 80% de la población del país.

“Uno y otro efecto han generado una diferencia en las estructuras de financiamiento de las intendencias de 3.661.899.059 pesos, lo que significa aproximadamente 7% de los egresos habituales”, añade la carta.

Lima explicó que estos egresos se explican por algunas tareas asumidas en el marco de la pandemia, como “apoyo a merenderos, ollas solidarias, entrega de canastas, medidas para fomentar el trabajo como la contratación de cooperativas, jornal solidario, compra de elementos básicos para evitar la propagación del virus -alcohol, barbijo, felpudo sanitario-, pago de alquileres para familias que quedaron sin hogar, comunicación de las medidas a la población, reparación de policlínicas, [y] logística de centros departamentales de salud”.

“Los gobiernos departamentales tenemos cada vez más atribuciones, pero los recursos que tenemos son los mismos, y son recursos que están destinados a caminería, a reparación de calles, alumbrado y recolección. Si hay que elegir, por supuesto que no se va a dudar entre arreglar una calle o una policlínica, o entre colocar un foco más y colaborar con un comedor, pero lo que sí vemos es que están aumentando las responsabilidades de las intendencias y los recursos son los mismos”, analizó Lima.

La idea es que el presidente pueda dar una devolución el jueves 25, cuando asista a la próxima reunión del Congreso de Intendentes. Lima explicó que “no se está pidiendo reponer ese dinero, porque es un montón de plata, sino tener algún recurso extra para afrontar estas situaciones”. Si bien no figuran en la carta, los datos que entregaron a Presidencia están discriminados por departamento, por lo que el intendente de Salto sostuvo: “Si el gobierno nacional decide aportar o colaborar con las intendencias, supongo que será en proporción a los aportes y a los recursos de cada intendencia”.

(En base a ladiaria)

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. Nayara dice:

    Buenísimo el post. Un cordial saludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.