Paro de maestros quedó en la discusión por el cierre de los comedores para los alumnos

Con un paro y movilizaciones en la presente jornada, los maestros de las escuelas públicas de todo el país llevan adelante un día de reclamos contra la situación presupuestal que entienden, los afecta tanto a nivel salarial como en los recursos para cumplir con la tarea.

Si bien el paro se da solamente en las escuelas públicas, ya que el sindicato de la educación privada (Sintep) no se adhirió al mismo, los colegios privados se encuentran funcionando con normalidad, teniendo como resultado final el aumento de la brecha social ya existente como producto de esta medida, que busca que el gobierno nacional otorgue más recursos económicos para el sector.

Pero la discusión se dio con respecto a los comedores de los locales escolares, sobre todo en los centros educativos ubicados en los barrios de contexto crítico donde está la población más vulnerables, ya que a los mismos concurren cientos de niños que están atravesando una situación compleja y encima, ven cerrado el día de hoy sus comedores.

Si bien el presidente de la República y las autoridades criticaron la medida por afectar la alimentación de los niños, el hecho se vio como si fuera una discusión entre quienes defienden al gobierno y los que dicen que con esta discusión se quiere desviar el objetivo del paro.

Según informó el diario El País, el presidente del Consejo Directivo Central (Codicen), Robert Silva, confirmó que se autorizó la compra de «menús de emergencia» para los casos en que los comedores permanezcan cerrados por falta de funcionarios en el marco del paro de maestros.

«La dirección general de Educación Inicial y Primaria ayer habilitó a todas las escuelas del país a que contraten menú de emergencia», indicó al programa «Buen día» (Canal 4). Para esto, los funcionarios tendrán la posibilidad de comprar la comida de un supermercado, una panadería o una rotisería que se encuentre cercana a la escuela.

De esta manera, explicó Silva, se da la posibilidad de tener el servicio en los casos en que la escuela está abierta y con empleados trabajando, pero con el comedor cerrado por falta de funcionarios. «El menú de emergencia es comida elaborada fuera de la escuela, para que ningún niño quede sin comer», indicó.

Consultado sobre quién se encargaría de dar los alimentos en los casos en que el comedor está cerrado porque los trabajadores se adhirieron a la medida sindical, el jerarca expresó: «Los hacen muchas veces los maestros».

«Ayer yo hablé al PAE (Programa de Atención Escolar) y estaban maestros preocupados, llamando, (diciendo) nosotros vamos a ir a la escuela, pero seguramente no abramos el comedor porque no tenemos funcionarios», relató.

Anoche el presidente Luis Lacalle Pou apuntó contra el paro de maestros convocado para este miércoles, luego de la polémica generada en torno a la alimentación escolar que será afectada por la medida.

«Hay que hacerse cargo siempre de todo. Hay que hacerse cargo de cuando se convoca a un paro y también cuando dejan a los chiquilines sin comer», destacó el mandatario en rueda de prensa

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.