Intendencia suspende ómnibus los fines de semana y refuerza controles en las termas

El intendente de Salto, Andrés Lima, anunció dos medidas en las últimas horas para tratar de evitar la propagación del coronavirus en nuestra ciudad. Esto tras la reunión mantenida con el secretario de la Presidencia de la República, Álvaro Delgado, el pasado jueves en la Torre Ejecutiva y luego con la Mesa del Congreso de Intendentes que se celebró ese mismo día en la capital del país.

Entre las dos principales medidas está la de la suspensión del servicio de ómnibus urbano de pasajeros, entre las 14 horas del día sábado y hasta las 23:59 horas del domingo. Esto implica que durante un día y medio no haya servicio de ómnibus para evitar la circulación de personas y con esto la propagación del virus.

Si bien esta medida había sido adoptada al inicio de la situación por la que atraviesa el departamento debido al coronavirus, con el paso del tiempo la misma se levantó acompasando una situación más positiva. Sin embargo, la caída que ha sufrido el país en función del aumento de los casos, determinó que se volviera atrás en estos casos.

En principio, la misma va desde el 21 de diciembre hasta el 10 de enero.

Por tal motivo, el jefe comunal también dijo que si bien las termas municipales permanecerán abiertas y no cerrarán sus puertas, posibilidad que llegó a manejarse dependiendo del agravamiento de los casos, a las mismas se les reforzará el control sanitario.

Lima señaló que los parques termales brindan un turismo seguro porque allí nunca hubo casos desde su reapertura,por lo tanto,ahora entiende que la mejor medida es reforzar los controles para garantizar el bienestar de quienes los visitan.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.