Ni Ducados ni Gobiernos Paralelos

Salto Grande «es un Ducado», expresó el expresidente Julio María Sanguinetti en el programa En Perspectiva de Radio Mundo 1170 AM de Montevideo el martes de mañana.

El ex mandatario consigno esas palabras refiriéndose al contrapeso que puede llegar a tener el organismo internacional si tuviera la aspiración de crear un gobierno paralelo a la Intendencia de Salto y proyectar desde allí la imagen de Carlos Albisu.

Pero para los nacionalistas este hecho fue tomado como una serie de palabras de «despecho» por la derrota electoral que tuvo el Partido Colorado el pasado 27 de setiembre, luego que Germán Coutinho terminara en tercer lugar con algo más de 17 mil votos.

Albisu señaló que trabajará desde Salto Grande aportando al departamento de Salto pero también a toda la región. Y Sanguinetti que ya sabía lo que iba a pasar con el panorama electoral le reclamó al presidente Lacalle Pou su presencia casi permanente en la campaña de su amigo Albisu y con guiños a los otros dos candidatos blancos pero no así a los del Partido Colorado.

El politólogo Juan Romero insistió en el programa La Mañana de Radio Arapey que, en Montevideo habrá un gobierno paralelo al departamental, para frenar el embate político que pueda tener Carolina Cosse.

Mientras que desde filas nacionalistas en la capital dicen que será exactamente al revés, que será Cosse quien acuñara Montevideo como un feudo.

En tanto en Salto ya dicen los mismos actores que habrá Ducado o un gobierno paralelo desde Salto Grande, para contrarrestar al Frente Amplio.

Esperemos que todas esas declaraciones sean solo «palabras de despecho» cómo dijeron los consultados o meras declaraciones por consternación ante un resultado electoral adverso, o peor aún, por saber que ahora el que atiende el teléfono en la Torre Ejecutiva ya no es «compañero» u habrá que arreglarselas solos, algo que pondrá a prueba la calidad de gestión de quienes serán nuestros gobernantes.

Algo que los dejará en evidencia y por eso tendrán que poner todas sus ganas y entusiasmo para hacer las cosas bien, de la misma forma en la que trabajaron en la campaña electoral y siendo contestes con sus propios discursos, cuando dijeron que desde el 28 de setiembre había que trabajar todos juntos.

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.